El último patriota

Artículo relacionado con mi opinión personal a cerca de el presidente de los Estados Unidos

 

             “El último patriota”

 

 

La historia de esta  nación está plagada de grandes hombres y mujeres, patriotas que dejaron su vida en el camino porque America fuera grande. Hombres que lucharon contra todo y contra todos por defender esta hermosa tierra. Hombres que con valor enfrentarían todo tipo de obstáculos por el simple hecho de poner a America primero, hombres con una obstinación irresistible por defender su himno, su bandera y sus conciudadanos...

 

Abraham Lincoln, fue el padre de el republicanismo, pero Lincoln, más que ser republicano, era un presidente para y por todos los americanos, incluso por aquellos que no tenían voz, Abraham Lincoln fue objeto de toda clase de vituperios y críticas destructivas por medio de la prensa, las políticas de Lincoln no eran populares, sus posiciones estaban en total contraposición con los grandes intereses de los monopolios sureños. Pero Lincoln tenía una obstinación incalculable por defender su posición a toda costa, Abraham Lincoln creía en el hombre libre, primero porque amaba profundamente a Dios y Segundo porque amaba profundamente a America, después de tantos enfrentamientos con la prensa, después de tantos obstáculos en  su propio partido, después de tantas batallas contra los poderosos demócratas de el sur, Abraham Lincoln libraría la más sangrienta de las guerras, contra todo y contra todos America era libre, aboliendo para siempre la esclavitud.

 

Ronald Reagan, considerado por muchos, el mejor presidente que ha tenido America, tuvo que enfrentar una ardua batalla, primero dentro de su propio partido y luego contra el partido demócrata. El establecimiento profundo de Washington no creía que un antiguo actor ? de tv ? seira suficientemente serio para ocupar el puesto más alto de la nación, especialmente en la realidad histórica que imperaba por aquellos días. Con  la Unión Soviética más poderosa y amenazante que nunca y un país en plena crisis migratoria, Ronald Reagan se mantuvo firme en sus posiciones contra Washington, contra la prensa y contra los enemigos de los Estados Unidos ??. Reagan se enfrentó al socialismo con una obstinación voraz, primero porque amaba a Dios y Segundo porque amaba a America, después de tantos obstáculos dentro y fuera de Washington Ronald Reagan habría logrado lo que parecía imposible ante el ojo atónito de el mundo, Reagan habría arrodillado a Mikhail Gorbachev y con ello habría derrumbado el campo socialista para siempre. 

 

Donald J Trump, el magnate de el real state, el newyorkino millonario que se lanzó en una aventura sin precedentes por La Casa Blanca, con una visión clara, hacer que America sea grande otra vez , el hombre que ha librado una batalla sin igual contra los medios de comunicación, poniéndolos de rodillas ante el público norteamericano, exponiendo sus falsas noticias y su ya innegable parcialidad para y con la izquierda socialista, ha tenido que enfrentar épicas batallas contra su propio partido primero y luego contra el cada ves más extremista partido demócrata todo porque sus posiciones políticas no son muy populares y son más bien peligrosas para el establecimiento de Washington. Donald J Trump se ha enfrentado en una batalla a muerte contra el socialismo, primero porque ama a Dios y Segundo porque ama profundamente a America. Trump ha dejado su comodidad entre sus millones para defender su bandera, su himno, su tierra y a sus conciudadanos. Donald J Trump tiene una meta clara, poner a America y los americanos primero, y en su obstinación innegable, estoy seguro que no descansará ni un minuto en lograrlo. Donald J Trump es el último patriota y estoy seguro que así como Lincoln y Reagan, prevalecerá y arrodillará a los enemigos de America. De la mano de Trump y de aquellos que amamos profundamente la libertad, America será grande otra vez, Dios bendiga a los Estados Unidos ??, dios bendiga nuestro presidente Donald J Trump. 

 

            Vladimir Prieto Nunez 

141 Views